Lupo el pulpo

La nobleza no es la más visible de las bellezas. Lupo no sólo es diferente a los demás pulpos por su aspecto físico, sino por el interior.

Serafín el delfín

Nada hubiera sido más importante para Serafín, que tener a su madre a su lado en su infancia.

Juanito el pollito

Respetar a la naturaleza es un bien para todos. Un mal alumno se convierte en un estupendo profe que no sólo enseña a sus alumnos cultura general.

Millo el potrillo

Igualdad de sexo y condición. La hermana de este potrillo, una valiente yegua, lucha por la libertad y la igualdad de condiciones.

La gatita Mirella

Mejor callar que errar. Una sincera gatita tiene más de un problema por querer decir siempre la verdad.

Gino el pingüino

La belleza no te salva el pellejo. Las alitas de Gino, aunque pequeñas, son perfectas para cubrir sus necesidades.

Camaleón molón

La traición no tiene perdón. La unión hace la fuerza. La acertada unión de dos amigos, los salva de una muerte segura.

El burro Curro

La inteligencia también debe trabajarse. Este burrito tiene un físico despampanante pero un cerebro decepcionante.

Donoso el búho miedoso

La bonita historia de un búho que teme a la oscuridad y su amiga luciernaga, que lo protege iluminandolo con su luz cada noche.

Mari la mariposa curiosa

Si un secreto quieres conservar, celoso lo debes guardar. Mari aprende en este relato que saber guardar un secreto es más importante que tenerlo.

Lula la libélula

Ser madre adolescente: Lula ha sido mamá y debe aprender a ser responsable para cuidar y educar a su hijita.

Ana la rana

Para recibir, debes dar. Ana debe aprender que no siempre puede salirse con la suya y que para recibir un premio debe ganárselo.

El león Teo

El papá de este buen león, aprende que su hijo puede tener su propia opinión sin faltarle al respeto.

Bebo el cuervo

No es oro todo lo que reluce. La mamá de Bebo le enseña que debes ponerte en el lugar de los demás para poder entenderlos.

La hormiguita Titina

La pequeña Titina demuestra ser más grande que sus compañeras, el tamaño no importa!